Diego Frenkel

Comfort y música para escuchar y bailar

Por Pao Sparta / Fotos Julia Posada Brachetta

Música Entrevista / 09 AGO 2017

El viernes 4 de agosto el Teatro Selectro se llenó de un puñado de hermosas canciones y melodías de Diego Frenkel junto a Lucy Patané. Antes, abrían la noche la banda en ascenso “Fuego en Moscú”

Con un Teatro Selectro lleno, los Fuego en Moscú subieron al escenario pasadas las 22 hs. Con casi una hora de show, el grupo supo demostrar una gran calidad en cuanto a sonido y prolijidad a lo largo de sus 9 temas que estuvieron acompañados por bellas visuales.

Esta precisión quizás se deba a la cantidad y calidad de músicos que conforman la banda, con 3 guitarras, bajo, sintetizador, batería y accesorios de percusión, además de las voces principales.

La banda mantuvo una sinergia y resonancia durante todo el show. Aprovecharon la oportunidad para tocar todos los temas de su primer EP, más otros que vienen sonando desde hace un tiempo como “La mitad” y “Tormenta” (el cual se proyectó su videoclip), para culminar con “Los días del verano”.

Luego de un parate de 15 minutos aproximadamente, donde la gente aprovechó para estirar un poco y tomar algo en el hall del teatro, aparecieron en escena Diego Frenkel con su ya compañera de fórmula Lucy Patané. Ambos con sus guitarras acústicas comenzaron el set list con el tema “Ritmo” de su último disco homónimo, para continuar en la misma línea con “Vía láctea”.

Agradecido de estar nuevamente en Mendoza, provincia que le genera “delicia” según sus palabras, siguió con una seguidilla de temas de La Portuaria: “Bajo la piel” un tema de esos menos conocidos pero “trascendental” e importante para Frenkel; y “Nada es igual” en una versión muy intimista y casi recitada, donde generó una empatía con el público.

En la introducción a su próximo tema, el artista aprovechó la ocasión para hablar de su primer libro que acaba de ser publicado “A través de las canciones”, un ejemplar que relata sus momentos más importantes relacionados con la música y canciones que marcaron su carrera y vida; así fue la forma de presentar la armoniosa “A través de tus ojos”.

Volviendo a su etapa solista, le siguieron los temas “Río herido”, “El poniente” y “La lluvia”. La dupla Frenkel-Patané hacía notar gran complicidad con sólo algunas miradas entre ellos, lo que significó en la mayoría de las interpretaciones grandes momentos tanto íntimos, como eufóricos y entusiastas.

Uno de esos momentos fue la interpretación del clásico 10.000 km, una canción en la cual, en palabras de Frenkel, su letra fue terminada en Mendoza, y ahora fue reversionada junto a Lucy. Es en la mitad del tema cuando aparece en escena el trío mendocino Lupus, conformado por Germán Peña, Seba Rivas y Didier Turello, para darle un toque más power y rockero.

Siguiendo con la compañía de la banda, Frenkel concluía el show con “Mira las nubes”, demostrando una presencia escénica y distendida en la cual se pudo apreciar su talento como bailarín. Para los bises, Diego, Lucy y Lupus volvieron al escenario para hacer que el público se levante con los conocidos “Bar de la calle Rodney” y “Llevame a lo hondo” para dar cierre a la noche.

En resumen, Diego Frenkel tuvo la capacidad de generar diferentes atmósferas y oscilaciones según fueron pasando los temas, y también entre medio de ellos. Mención aparte merece la guitarrista y productora Lucy Patané (Las Taradas, La Cosa Mostra) que supo destacarse en todo el show con un bajo perfil, que sin embargo no fue excusa para demostrar el disfrute y pasión que siente al tocar la guitarra reflejado en sus pasos al compás de las canciones.

Si alguien se quedó con ganas de ir o la durmió, recomiendo escuchar su disco en vivo en la Sala Siranush (2014) donde también se ve reflejada la calidad de show que brinda.


Por Pao Sparta / Fotos Julia Posada Brachetta

Contanos que te pareció