Kevin Johansen + The Nada y Liniers

Cosas que te pasan si estas vivo

Por Majo Fernández / Fotos Majo Fernández

Música Cobertura / 02 SEP 2014

Una cita impostergable tuvo lugar en el Espacio Julio Le Parc el pasado sábado 30 de agosto. KEVIN JOHANSEN, THE NADA y LINIERS fueron los anfitriones de una velada protagonizada por el talento, la espontaneidad y el humor.

En cada espectador se vislumbraba una sonrisa que fue resultado no solamente del virtuosismo musical y artístico en las más de dos horas de show, sino también por la buena energía que se propagaba desde arriba del escenario hacia todos los presentes. El deseo recurrente en el público mendocino es que no llegase el “Fin de fiesta”.

Ricardo Siri Liniers no mostró únicamente sus cualidades como dibujante. Durante  la noche se animó a bailar, tocar la guitarra, la armónica e incluso a cantar. Sorprendió gratamente con su versión de “Knockin on heavens door”, su extrema comicidad y espontaneidad. Ya con el público ganado, cada vez eran mayores las risas y los suspiros provocados por el creador de la tira “Macanudo”. Los más deseados de la noche fueron aquellos avioncitos que circulaban con hermosas ilustraciones de las letras del “des-generado” Johansen.

El cantante por su parte deleitó y marcó su sello distintivo con su pluralidad de estilos, sus letras lúdicas y su potente voz. La banda The Nada mostró un ensamble perfecto entre sus voces e instrumentos. La lista de temas recorrió toda su trayectoria. Sonaron durante la noche clásicos como “Cumbiera Intelectual” “Guacamole”, “Mc Guevara's o Che Donald's”, “Anoche soñé contigo”, “No voy a ser yo”  y aquella canción definida por el mismo Johansen como el himno al cachondeo  “Down with my baby”.  De su último material discográfico “Bi” las elegidas fueron “Amor finito”, “Baja a la tierra”, “Vecino” “No digas quizás”, “My name is peligro” y “Modern Love”.

No caben más que elogios a esta propuesta. Cualquier definición, detalle o ejemplificación no haría justicia a lo vivido aquella noche. No es casualidad que las entradas hayan estado agotadas y que las repercusiones entre los presentes hayan sido tan positivas. Lo bueno es que un “mosh” poco pensado los llevo a recibir toda la calidez, las felicitaciones y los abrazos de los mendocinos en carne propia. Ahora solo nos que resta esperar que llegue a la provincia el libro “Bis” y el cd-dvd (Bi)vo en México para seguirlos disfrutando.

***

Por Majo Fernández

Profesional en formación constante con más de diez años de experiencia laboral en el área de producción radial y gestión. Tuvo su paso por la docencia en talleres de Comunicación Social y lengua destinado a personas de distintas edades, generando en estos espacios publicaciones con tiradas semanales, radios abiertas y espacios de lectura.

/ Fotos Majo Fernández

Contanos que te pareció