Alejandra Ciriza

Estamos haciendo historia

Por Jimena Marín / Fotos Leandro Fernández

Género Entrevista / 08 AGO 2018

Este 8 de agosto volvemos a transformar las calles argentinas en marea verde, mientras se debate en el Senado de la Nación la Ley de Interrupción Voluntaria del Embarazo.

Escuchala completa

Alejandra Ciriza es filósofa, investigadora de INCIHUSA – CONICET, profe de la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales de la UNCuyo y referenta feminista en Mendoza. Es de nuestras “brujas pioneras”. De las primeras en poner las ideas, las palabras y el cuerpo al servicio de la lucha por una sociedad más equitativa y justa, con menos opresiones y más derechos.  

Integra la Campaña Nacional por el Derecho al Aborto Legal, Seguro y Gratuito, que en mayo cumplió 13 años y en marzo presentó el Séptimo Proyecto de Interrupción Voluntaria del Embarazo, el primero en ser debatido en el Congreso, superando la instancia de Comisiones.

En un momento tan movilizante para quienes desde siempre, y fundamentalmente con el retorno democrático, promueven la defensa de los derechos sexuales y reproductivos de las personas gestantes, Alejandra pasó por Sin Retorno con su cálida entrega y reflexionó sobre el trayecto recorrido y el presente, lleno de alegría y emoción.

“Para nosotras esta es una instancia muy importante. Hemos trabajado duramente para llegar hasta donde hemos llegado. Ha sido un proceso de construcción democrático, porque las feministas, a pesar de lo que se dice, somos profundamente democráticas. Estamos acostumbradas al debate. Porque el feminismo es múltiple, diverso, polémico, es multigeneracional. Esto muestra el largo ejercicio pedagógico que las viejas feministas venimos ejerciendo y que ha fructificado en un salto que podemos llamar cualitativo”.

En un recorrido por el trayecto de conformación y consolidación de la Campaña Nacional por el Derecho al aborto, Alejandra recordó las múltiples ofensivas, violencias y hostigamientos ejercido por parte del sector antiderechos. En su relato no olvida, por supuesto, el valor de las imprescindibles. Esas compañeras valiosas que dieron inicio y sustento a la lucha constante, como Dora Coledesky (cuyo cuerpo no nos acompaña pero es fuego que impulsa la marea verde), Marta Alanís, Marta Rosenberg, Elsa Schvartzman y la querida referenta local, Claudia Anzorena.

Ale destaca de ese caminar colectivo la complejidad de la construcción conjunta, desde la diversidad de ideologías y posicionamientos respecto de otros temas y perspectivas sociales y políticas.

“El feminismo implica que lo personal es político. Entonces no podemos soslayar los relatos de las mujeres que abortaron, ni el de las maternidades forzadas, ni de las violaciones de niñas. Entonces es un proceso muy complejo al que las feministas hemos puesto mucho tiempo. Este es el momento de reivindicar nuestras luchas, de recordar a las que no están. Recordar que llegamos desde el llano”.

Con un profundo análisis histórico, marcado por la opresión del sistema patriarcal (con palabras para el discurso de la iglesia católica y sus diversos referentes, así como un gran sector del poder mediático), Alejandra también se dedicó a los argumentos del sector antiderechos para concluir que “no tiene demasiado sentido discutir con ellos y responder a sus provocaciones”.

Ante el cambio de horario del debate, que se adelantó desde el propio de Senado a las 10 de la mañana, las diversas convocatorias federales de la Campaña Nacional por el Derecho al Aborto modificaron el comienzo de sus actividades. La vigilia local, en Plaza Independencia dará inicio al mediodía y cuenta con toda la organización necesaria, a través de comisiones de seguridad, cocina, infraestructura (baños, wifi, pantalla para el seguimiento) y otras, así como con mucha, mucha alegría feminista.

Este 8 de agosto una marea verde, a lo largo y ancho del país, se hará presente en calles, plazas y espacios públicos. Los medios de comunicación masivos, que por años y años evitaron el tema, dedicarán todos sus espacios, miles de minutos y líneas a revisar argumentos y posiciones. El país seguirá el debate en vivo, desde el Congreso, mientras continúa con sus jornadas laborales, atendiendo a cómo se van dando los números. Sólo en Buenos Aires, un millón de personas se reunió en la Plaza de los Congresos el 13 y 14 de junio, a pesar del intenso frío. Un millón a la espera del ok de Diputados al Proyecto, mientras otros y otras miles, esperaban en sus casas y trabajos, en familia, en grupos, con amigxs y compañerxs, la buena nueva. El 14 a las 10 de la mañana ganó el derecho de las mujeres a elegir sobre sus propios cuerpos.

Esta semana, las compañeras de la Campaña Nacional por el Derecho al Aborto Legal en conferencia de prensa señalaron: “los números a nosotras sí nos dan, porque seremos millones en las calles”.  Y así es, este 8 somos fuego en las calles, somos marea verde, somos grito y abrazo sororo. Este 8 estamos haciendo historia y, por ello, #SeráLey.


Por Jimena Marín / Fotos Leandro Fernández

Escuchala completa

Contanos que te pareció