Periodistas Unidas

Organizadas contra el acoso sexual

Por Jimena Marín / Fotos Leandro Fernández

Género Entrevista / 30 AGO 2018

Periodistas Unidas es un grupo de mujeres relacionadas al deporte que surgió para reclamar igualdad de oportunidades y el fin del acoso sexual en el ámbito.

Escuchala completa

En Argentina, la Ley 26.485 significó un antes y un después para comprender, analizar e interpretar la violencia contra las mujeres como histórica, sistemática, cultural. Y si bien fue aprobada en 2009, hace muy poco tiempo que, socialmente, nos hemos dado espacio para la reflexión y debate de los alcances y cotidianeidad de esta violencia en la vida de todas nosotras.

La discusión sobre las diversas modalidades de violencia contra las mujeres que contempla esta ley, la toma de conciencia de las propias víctimas sobre situaciones sufridas en el pasado y advertidas recientemente, la visibilización y exposición de casos de acoso laboral y abuso sexual (incluso al interior de las parejas) en numerosos ámbitos, así como las denuncias de celebridades respecto de las enormes distancias entre los sueldos que cobran en comparación con sus colegas masculinos, han sido grandes pasos que nos permiten hoy dedicarnos a aspectos nunca antes discutidos, temas tabú o, simplemente, naturalizados.

Entre las modalidades de violencia contra las mujeres que incluye la Ley 26.485 se encuentra la violencia sexual. Es definida, en ésta, como “Cualquier acción que implique la vulneración en todas sus formas, con o sin acceso genital, del derecho de la mujer de decidir voluntariamente acerca de su vida sexual o reproductiva a través de amenazas, coerción, uso de la fuerza o intimidación”. Este tipo de violencia se puede dar en diferentes ámbitos, como el doméstico o el laboral. Entre sus manifestaciones se encuentra el acoso sexual.

Mujeres de todo el mundo han comenzado a contar las múltiples circunstancias que, desde niñas, sufrimos en torno al acoso sexual. Casos resonantes han servido para instalar el tema en la agenda pública, ayudados también por el alcance que brindan las redes sociales.

 

Unidas contra el acoso en el periodismo deportivo

En este contexto mundial es que en agosto surgió en Argentina el colectivo Periodistas Unidas, que se define como “un grupo de mujeres relacionadas al deporte, reclamando la igualdad de oportunidades y que se acabe de una vez por todas la diferencia laboral y el acoso”.

En Sin Retorno nos visitó una de sus integrantes, Daniela Conil. Ella es estudiante de la Tecnicatura Superior en Comunicación Deportiva, realiza coberturas para Argentina en ascenso y, como la mayoría de las mujeres que conforman este colectivo, sufrió acoso por parte de un colega de mayor rango jerárquico.

Consultada sobre el reciente surgimiento de este colectivo, que en escaso margen de tiempo ya reúne a unas 50 mujeres de todo el país, Daniela relató que una colega de Buenos Aires, Loana Mosquera, publicó en sus redes sociales capturas, del chat con un fotógrafo y cronista de fútbol de Ascenso, producidas en 2017. En estos, el sujeto le realizaba comentarios desubicados sobre su aspecto físico y le enviaba fotos suyas, de espalda, que había tomado mientras ella cubría un partido en la cancha de Banfield.

“A partir de esto, muchas chicas se animaron a hablar, subir capturas, nos empezamos a comunicar a partir de redes sociales. En un principio sobre este mismo fotógrafo y después surgieron casos de otros colegas, otros periodistas, de otros medios, que amenazaban a las chicas, que las acosaban permanentemente. Era algo aberrante, en algunos casos”, explicó Daniela.

Ese primer tuit de Loana Mosquera fue compartido por más de seis mil personas, evidenciando que no se trata de casos aislados ni situaciones esporádicas. Las mujeres sufrimos estos acosos permanentemente. Y estos se exacerban en espacios históricamente ocupados por varones, como es el caso del periodismo deportivo. Además, y no es un detalle menor, la mayoría de los casos suceden en la cobertura de fútbol de ascenso y afecta a jóvenes de entre 20 y 25 años. El acoso no sólo es sistemático y constante, sino también un claro ejercicio de poder y control sobre las mujeres y sus cuerpos. En posiciones de superioridad jerárquica, muchos hombres extorsionan a jóvenes que recién empiezan su carrera, maltratándolas y desprestigiándolas sino aceptan sus chantajes.

“Una va para hacer su trabajo seriamente y, para empezar, nos ningunean. Vos sos mujer, no sabés de fútbol o deporte. En otros casos, te invitan a salir o te hacen comentarios fuera del ámbito laboral, que no aportan nada”, señaló nuestra invitada, desde su experiencia.

Daniela, además, nos relató su caso. Una de las personas que dirigía una reconocida página de fútbol local le ofreció incluirla en su staff. Sin embargo, le negó esta posibilidad laboral cuando ella se negó a responderle preguntas de carácter sexual. Hasta el momento, la periodista deportiva conserva las capturas, aunque no las hizo públicas.

“Estos acosadores tienden a minimizar el problema, a decir que es una exageración, que no es lo que parece, que nosotras mentimos. En una de las denuncias, uno de los periodistas en su defensa dijo que habíamos editado las capturas”, destacó.

Si bien Periodistas Unidas surge con el objetivo de visibilizar los constantes casos de abusos que sufrían en su hacer laboral, ante el veloz crecimiento del colectivo y el estado público de los hechos, sus integrantes se vieron obligadas a “tomar acciones legales” contra los acosadores que comenzaron a atacarlas y desprestigiar sus personas y reclamos.

Se va a caer

En Buenos Aires, algunos clubes ya tomaron medidas con los periodistas denunciados. En el caso de Banfield, el club les retiró las acreditaciones a dos de ellos, al igual que Lanús. Además, el coordinador general de acreditaciones de la Copa Argentina decidió ya no contar con los servicios del fotógrafo acusado.

Actualmente, el accionar de la justicia es, sin dudas, muy relevante. Sin embargo, el triunfo más importante obtenido a partir de la organización de Periodistas Unidas consiste en que se esté hablando de esto, a escucharlas, escucharnos. Saber que no estamos solas y que el acoso sexual no es algo normal ni se debe naturalizar, que nunca somos nosotras las culpables. Tomar conciencia de la necesidad de actuar juntas y defendernos, conocer el marco legal que nos protege y buscar las herramientas para acceder a él.

Durante décadas y décadas, las mujeres afectadas por este tipo de violencia temieron denunciar lo que padecían por la posibilidad de perder su trabajo, de ser catalogadas de problemáticas o mentirosas.  Hoy es la sociedad quien repudia este accionar y exige a los acosadores respuestas. Ya sea que se justifiquen, ataquen o pidan perdón, deben poner la cara, salir del lugar de poder e impunidad, para dar explicaciones. El cambio cultural es innegable y se afianza en las generaciones más jóvenes, demostrándonos que recién empieza pero, inevitablemente, va a tener fin. El miedo va a cambiar de bando y el acoso sexual se va a caer.


Contactos de Periodistas Unidas

Contactos de Periodistas Unidas

Las redes sociales para comunicarse con Periodistas Unidas son:

Facebook: Periodistas Unidas 
Twitter:
@PeriodistasUni3
Instagram: Periodistas Unidas
Youtube: Periodistas Unidas

 

Por Jimena Marín / Fotos Leandro Fernández

Escuchala completa

Contanos que te pareció