La Yegros

Sin fronteras

Por Priscila Jardel Castello

Música Entrevista / 08 JUN 2019

Con sus raíces misioneras, esta artista viaja por el mundo expandiendo la música de nuestro país traspasando los límites.

  • Charla con La Yegros.

    Entrevista via Skype a La Yegros desde Francia por Priscila Jardel Castello desde Mendoza.

En esta oportunidad, La Yegros desde Francia, nosotrxs desde Mendoza, pudimos tener una charla, mitad humana, mitad digital, en la cual pudimos profundizar sobre su nuevo disco “Suelta”, su carrera, su vida entre continentes y su posición con respecto al movimiento de mujeres.

La Yegros es una cantante y compositora, la música de esta artista nace de la mezcla de ritmos folclóricos sudamericanos, pop tropical, reggae, hip-hop, dancehall, un toque de producciones electrónicas y chamamé creando así su propio género.

Hoy, con sede en Buenos Aires y Francia, está en plena presentación de su tercer disco “Suelta” que contiene varios ritmos y mantiene el juego entre el folclore y la electrónica. Le preguntamos cómo fue dar el salto de “Magnetismo” su segundo disco que ha sido muy escuchado y con excelentes críticas en varios medios internacionales de alta calidad.

“Cada disco es como un hijo, una nunca sabe qué te va a tocar, qué va a pasar. Siempre es ponerle todo y soltarlo para que la gente lo reciba, entregar lo mejor de una para que ese ida vuelta sea como una espera. La verdad que con el primer disco fue todo una sorpresa y el segundo fue responder a la necesidad de mostrar que no fue solo un golpe de suerte (la repercusión que había tenido su primer material) sino demostrar y manifestar que detrás hay un equipo y que nuestra intención de perdurar estaba. Y en el tercero, cuando lo pensamos, fue como olvidarse de lo que veníamos haciendo y fue como arrancar de nuevo, volver a la emoción de no ponernos presión y hacer que salga, de hecho hay muchos instrumentos andinos y violines y cuerdas, que tal vez es difícil llevarlo al vivo, pero fue jugarnos con Dani (Martín) y King Coya fue hacer lo que nos gusta hacer”

La historia de la Yegros con la música viene desde hace mucho. Su infancia fue de gran influencia en lo que ella es hoy. Nació y vivió en Buenos Aires, pero sus padres son de Misiones y desde allí se posiciona en su esencia el Chamamé, ya que este estilo musical es clave en esta región. Recibe también a la cumbia colombiana y es así como desde niña estos ritmos y estilos se van metiendo en su piel.

Hoy por hoy, La Yegros se hace eco de lo que pueden lograr transmitir esos géneros, expresando tanta alegría y a la vez, detrás de sus ritmos bailables, hay historias crudas, tristes y profundas que están inmersas en una sociedad que lucha.

“La fusión de estos ritmos con la electrónica surge de lo que venía haciendo antes de que existiera La Yegros como tal y empecé a innovar desde ese lugar, de hecho me sentía un bicho raro y bastante incomprendida y es así como me fui a Nueva York y a Barcelona a ver si esto que hacía era aceptado. Volví a Argentina y me crucé con músicos que estaban en la misma y volver también fue volver un poco a mi familia, al folclore y es ahí donde aparece King Coya con esas fusiones que ya venía trabajando y Dani (Martín) con su composición de canciones. Entre los tres se dio ese resultado que tiene que ver con nuestros orígenes y que tiene que ver con lo folclórico y lo electrónico llevándolo al mundo”  

Hoy en día, estos dos géneros, con un toque de folklores andinos, se incorporan con un poco de dancehall jamaicano y producciones electrónicas, que marcan una nueva búsqueda en la vida artística de la entrevistada. Las canciones de su tercer álbum, de las cuáles es autora y compositora en su mayoría, emanan sinceridad y se inspiran de opiniones íntimas o sociales, apoyando el lugar de la mujer. Una de sus canciones se llama “Tenemos voz” y habla específicamente de lo que sucede en nuestro país y el movimiento de mujeres.

“La hice en un momento en donde se empezó a ver esta revolución. De mirarnos como mujeres, de juntarnos, y de conformar esa energía poderosa y decir basta y pedir lo que queremos y empezar a tener nuestro lugar. Eso me conmueve muchísimo y hoy estar lejos del país es muy difícil pero la forma de acercarme fue hacer esta canción. Convoqué a una cantante Soom T. de la India, en donde ella en su idioma hizo una parte del tema y realizamos un videoclip con un director argentino (Juan Manuel costa) y él se copó muchísimo con lo que yo quería decir.”

Esta cantante radicada mitad de tiempo en Francia, mitad en nuestro país, lleva adelante una flamante carrera del otro lado del charco y esto para ella fue toda una sorpresa. Ya que nunca pensó que su camino la llevara a esos lugares.

“Es una bedicion, nunca me lo imaginé, y lo que más quería con mi primer disco era irme de gira por Argentina, mostrar el chamamé, la cumbia con la visión electrónica y salió el destino disparado para otro lado. Al principio fue Francia, Alemania y otros países de Europa y en un momento tuve que decidir quedarme en París, a probar y así me fui quedando y empecé a trabajar con un equipo que generó poder tocar no solo en Francia. Hace poco terminamos de tocar en Corea, realmente es un placer enorme, es una forma de mostrar lo que hacemos en Argentina, dar a conocer el chamamé y llevar nuestras raíces a gente que está lejos de nosotros y es una forma de colaborar con nuestras raíces.”

Por otro lado, La Yegros aprovecha de su carrera en diseño de modas, para dejar también su insignia en el vestuario y la decoración de cada show. “Canta la Selva” es el nombre de su propio sello discográfico a partir del cual se editará su música, con vistas de fichar a otros artistas en el futuro. Claro está que su deseo es siempre estar presente en los escenarios de nuestro, su país.

“Arrancamos gira de verano por Europa hasta agosto y la idea es para fin de año hacer algo allá (En Argentina) y siempre están mis ganas de estar allá, en marzo estuvimos preparándonos musicalmente y siempre cada 4 meses volvemos.”

La Yegros es de esas artistas que puede vivir entre dos continentes, entre dos estilos musicales muy diversos, entre el mundo de la música y el diseño de indumentaria. Tiene el don de unir y fusionar, de encontrar los puntos comunes, de entender la diversidad y darle nuevas formas.

 

Foto portada: Guilhem Canal / interiores Lina Botero

Por Priscila Jardel Castello

Contanos que te pareció